viernes, 29 de marzo de 2013

SÍ A LA MARCHA ATEA: POR EL DERECHO A LA LIBERTAD DE MANIFESTACIÓN Y DE EXPRESIÓN



27 marzo, 2013

La Asociación Madrileña de Ateos y Librepensadores (AMAL) envió el martes 19 de Marzo a las 10:00 horas de la mañana, como consta en la fecha de emisión de su fax, a la Delegación del Gobierno en Madrid, la comunicación acerca de la realización de la Marcha Atea para el jueves 28 de Marzo a las 20:00 horas, que este año pretende celebrarse bajo el lema de “Ningún privilegio
para la iglesias. De mis impuestos, a las iglesias CERO. Sin subvenciones a las iglesias tendríamos la mejor enseñanza del mundo. Enseñanza pública y laica”.

La respuesta de la Delegada del Gobierno en Madrid, Cristina Cifuentes, ha sido la de prohibir la citada Marcha, con el doble argumento de que se presentó fuera de plazo y de que la convocatoria podría alterar el orden público. Esta liberticida profesional miente en el primer caso -información de la realización de la manifestación, que no petición porque según el artículo 21.1 de la Constitución Española “se reconoce el derecho de reunión pacífica y sin armas. El ejercicio de este derecho no necesitará autorización previa”
- ya que una manifestación debe ser comunicada con una antelación de diez días naturales, que son los que hay entre la fecha en que la Marcha Atea comunicó la marcha (19 de Marzo) y la de su realización (28 de Marzo). En la Plataforma en Defensa de las Libertades Democráticas (PDLD) no creemos que Cristina Cifuentes no sepa contar, ya que los 10 días se establecen desde el mismo momento del envío del fax (su recepción es automática) y el 19 de Marzo era el 1º de los días, siendo el 28 el 10º. Sobran aún “algunas horas”, como bien afirma AMAL. Antes bien, lo que le sucede a la señora Cifuentes es
que, bajo el argumento el argumento de que pueden producirse alteraciones del orden público, las únicas manifestaciones que le parecen autorizables en los días festivos de Semana Santa son las organizadas por las Cofradías y las iglesias católicas. Es necesario recordarle a esta especie de cancerbero del nacional-catolicismo hispano que la Marcha Laica de 2011 fue atacada violentamente por asistentes a la católica Jornada Mundial de la Juventud con motivo de la visita del anterior Papa Ratzinger, en connivencia con los antidisturbios de la Policía nacional.

Es intolerable que, como afirma el portavoz de AMAL, Luis Vega, “los no creyentes tengamos que soportar la ocupación abusiva de la vía pública por unas procesiones religiosas, cuyas creencias respetamos, y sin embargo, no se nos permite ejercer nuestro derecho de manifestación en un recorrido
no coincidente con esas procesiones”. Y lo es mucho más en un momento en el que la crisis capitalista se solventa en recortes sociales que castigan a la clase trabajadora mientras el Estado entrega 11.000 millones de euros de los impuestos de todos anualmente a las iglesias.

La trayectoria de connivencia entre la Delegación del Gobierno en Madrid y el Tribunal Superior de Justicia de Madrid el cuál, en dos ocasiones anteriores, ha ratificado la prohibición de la primera, muestra bien a las claras que el camino emprendido en cuanto al recorte de las libertades democráticas, en este caso de manifestación, reunión y expresión, avanza aceleradamente hacia formas crecientemente más represivas y autoritarias contra las protestas sociales.

Independientemente de lo que AMAL, Europa Laica y otras organizaciones convocantes de la marcha prohibida de mañana jueves, decidan respecto a realizarla en cualquier caso, desconvocarla o aplazarla a fecha posterior creemos que esto último sería permitir que los inquisidores del nacional-
catolicismo y del Gobierno del PP se salgan con la suya y desvirtúen el sentido de la manifestación de protestar contra “los privilegios de las iglesias” precisamente en un día en que estos se hacen especialmente patentes la Plataforma en Defensa de las Libertades Democráticas (PDLD) quiere
expresar toda su solidaridad con los promotores de la marcha, así como con sus derechos, que son de todos, a la libre manifestación y expresión sin que ningún personaje con pasión dictatorial y antidemocrática se lo impida.

CADA DÍA ENCONTRAMOS NUEVOS MOTIVOS PARA CONTINUAR PIDIENDO LA DIMISIÓN DE CRISTINA CIFUENTES COMO DELEGADA DEL GOBIERNO EN MADRID

 

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada